Jornada laboral de cuatro días

A finales del año pasado, el grupo parlamentario de Más País presentó una propuesta para la puesta en marcha de un plan piloto de semana laboral de cuatro días o 32 horas semanales en España.

Tras el acuerdo que se ha llevado a cabo desde el Gobierno y Más País, desde Fundación Másfamilia, como organización referente en materia de conciliación de la vida personal, familiar y laboral, os presentamos nuestro posicionamiento sobre la jornada laboral de cuatro días en España.

Según datos ofrecidos por el Barómetro de la Conciliación, realizado en colaboración con Cepsa: el 87% de la población española quiere horarios flexibles. La sociedad no pide un horario fijo. Pide un horario que le permita organizar y equilibrar las diferentes facetas de su vida diaria.

El futuro está encaminado hacia la flexibilidad

En primer lugar, desde nuestra experiencia en gestión de la conciliación, creemos que la puesta en marcha de este proyecto piloto puede ser considerado un experimento sociológico. Es cierto que en algunos sectores empresariales o en algunos segmentos de alto valor añadido y alta tecnología puede encajar de manera adecuada, pero desde luego no puede ser una medida trasversal. Muchos sectores, por la naturaleza de sus servicios, no podrían acogerse a esta medida.

Además, a parte de contar con que no todas las empresas y organizaciones podrían adaptar las jornadas laborales a cuatro días, también se debería tener en cuenta el contexto que nos rodea y los niveles de productividad del país.

Jornada laboral de cuatro días: un tema de productividad

En segundo lugar, debemos tener en cuenta que vivimos en un mundo donde abundan las economías globalizadas. España cuenta con problemas de productividad si lo comparamos con otros países con los que compite. Este tipo de medidas aplicadas a un país concreto no tienen demasiado recorrido. Un ejemplo de ello lo vimos en Francia. Cuando en mayo de 1998 se aprobó la reducción de la jornada laboral de 39 horas semanales a 35.

Por otro lado, la jornada laboral de 40 a 32 horas supondría un incremento paulatino de un 20% de los costes laborales de facto. Microempresas o PYMES no podrían soportar este incremento de costes… En el otro lado, podría existir la opción de este tipo de jornadas, pero con 10 horas al día y defendemos que las jornadas laborales de más de 8 horas van en contra de la conciliación de la vida personal, familiar y laboral.

Finalmente, si tu empresa quiere apostar por las personas. Si desea empezar a gestionar la conciliación, puedes ponerte en contacto con el equipo de Fundación Másfamilia que estará encantado de ayudarte.

Si continuas utilizando este sitio aceptas el uso de cookies. más información

Los ajustes de cookies de esta web están configurados para "permitir cookies" y así ofrecerte la mejor experiencia de navegación posible. Si sigues utilizando esta web sin cambiar tus ajustes de cookies o haces clic en "Aceptar" estarás dando tu consentimiento a esto.

Cerrar