El absentismo se reduce con una buena conciliación

El absentismo laboral es un tema que no se trata actualmente con mucha frecuencia. Pero esto no implica que no se siga dando. La conciliación es la mejor forma de terminar con el absentismo y la obtención del certificado efr es la gran aliada de empresas y organismos.

Hay una pequeña diferenciación que supone un punto de partida importante entre lo que una empresa efr considera que es el absentismo laboral y lo que piensa una organización que no tiene este certificado de conciliación. Para el primer grupo, el absentismo hace referencia a la pérdida de tiempo de trabajo, ya sea justificado o no, porque es tiempo en el que no se está obteniendo un beneficio para la propia empresa. Sin embargo, en el caso del segundo grupo empresas, éstas consideran absentismo como la ‘ausencia del trabajo’.

Con esta última definición de absentismo laboral como ‘ausencia del trabajo’ es con la que nos quedamos para hacer ver que dicho absentismo no incluye bajas justificadas como la maternidad, las vacaciones o convenios de conciliación que pueda tener la propia empresa. De ahí el valor de la conciliación para disminuir el absentismo.

Si tu empresa desea cuidar a sus colaboradores, para así obtener una productividad aún mayor en sus trabajos, lo recomendable es que se tomen medidas de conciliación con las que los empleados estén post_contentos en sus puestos y se les permita disponer de un tiempo estipulado por la empresa cuando lo requieran. Algunas de esas medidas conciliadoras pueden ser:

  • Flexibilidad, es un aspecto muy importante. Los colaboradores serían felices con una jornada continua y adaptada a sus respectivas necesidades. El teletrabajo es la mejor forma de hacerlo, permitiéndoles conciliar su vida personal con la laboral. Se estaría trabajando por objetivos y no por la presencia, algo que valoran muy positivamente.
  • Promoción de hábitos de vida y trabajo saludables. Así se les ofrecerá no solo bienestar laboral sino también personal.
  • Optar por jornadas intensivas, por ejemplo, en época estival o Navidad. Es una forma de flexibilizar los horarios y apoyar la corresponsabilidad en los hogares, sobre todo, para quien tiene hijos.

Lo más importante es partir del compromiso de conciliación. Si deseas más información te invitamos a descargar el informe El compromiso se escribe con ‘c’ de conciliación donde se analiza el impacto de la cultura de conciliación sobre el absentismo de las organizaciones.

Si continuas utilizando este sitio aceptas el uso de cookies. más información

Los ajustes de cookies de esta web están configurados para "permitir cookies" y así ofrecerte la mejor experiencia de navegación posible. Si sigues utilizando esta web sin cambiar tus ajustes de cookies o haces clic en "Aceptar" estarás dando tu consentimiento a esto.

Cerrar